Consejos que debes tener en cuenta antes de una operación de aumento de pecho

Consejos que debes tener en cuenta antes de una operación de aumento de pecho

Desde hace mucho, el aumento de pecho es la operación de estética más demandada por mujeres. Motivos para someterse a esta cirugía hay muchos, desde el deseo de mejorar la imagen tras un embarazo o una pérdida brusca de peso, a una cuestión de baja autoestima provocada por el tamaño de los senos.

Hoy en día las técnicas han avanzado notablemente y las intervenciones quirúrgicas, siempre y cuando se realicen en centros especializados, son seguras y mínimamente invasivas. De esta manera, son centenares las intervenciones que cada año se realizan con éxito en hospitales, policlínicas o centros como por ejemplo  la clínica Dexeus.

Sin embargo, antes de someterte a una operación de aumento de pecho es importante que tengas en cuenta algunas cuestiones básicas.

 

Precauciones antes de la operación

Lo más importante ya lo hemos avanzado: elegir un centro autorizado y especializado en cirugía estética. Tanto la clínica como el profesional encargado de la intervención deben ofrecerte la máxima confianza y garantizar experiencia y resultados.

No dudes en preguntar todo aquello que te plantee dudas, muy especialmente en lo referido a los riesgos. Hoy en día, las cirugías de aumento de pecho son muy seguras, pero no dejan de ser intervenciones. Y como siempre que se entra en un quirófano, existen riesgos que debes conocer.

Una vez que te hayas decidido, será el cirujano quien elija la prótesis más adecuada para ti y también el tipo de intervención. No olvides que hay diferentes clases de prótesis en lo que a forma, tamaño y materiales se refiere. Y también hay distintas técnicas para colocarlas.

Lo más aconsejable es que te dejes guiar por las recomendaciones del profesional que te va a intervenir y que siempre decidirá tras realizar un estudio exhaustivo de tu caso y de tener en cuenta tus preferencias. Por cierto, no dudes en solicitar en la clínica el certificado de que las prótesis están homologadas por la Unión Europea y el Ministerio de Sanidad.

Tras ello, es momento de cuidarte y de seguir todas las recomendaciones del cirujano para que puedas llegar a la operación en el mejor estado posible. Come bien, duerme bien y mentalízate de que vas a mejorar tu imagen, pero que para ello tienes que pasar por quirófano, con todo lo que ello implica.

Por cierto, también conviene que dejes todo preparado para tu vuelta a casa. Recuerda que vas a tener que superar un postoperatorio que no es complicado, pero que te va a impedir realizar algunas tareas cotidianas durante unos días.

 

Aumento de pecho

 

Cómo llevar el postoperatorio

La operación se realiza con anestesia general y no suele durar más allá de una o dos horas. Tras ella, tu médico te explicará cómo debes cuidarte para que el postoperatorio se desarrolle con normalidad.

Los primeros días tras la intervención deberás mantener un reposo relativo, evitando esfuerzos o movimientos bruscos. Si no hay inconvenientes, en una semana podrás incorporarte al trabajo, aunque deberás seguir teniendo algo de cuidado.

Además, durante más o menos un mes deberás llevar la zona comprimida con un sujetador específico o deportivo que funcione como un vendaje. De esta manera se evita que el implante pueda moverse antes de que la zona haya cicatrizado correctamente.

Y, por supuesto, es imprescindible que acudas a las revisiones que marque el cirujano. Estas revisiones se prolongarán mucho más allá de ese mes de postoperatorio para observar el comportamiento y estado de las prótesis al cabo de los años. Pero no temas, si sigues estos consejos, disfrutarás de tu nueva imagen sin ningún inconveniente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *